Las panaderías en la ciudad de Nueva York

Paseando por N. York te hallarás con un montón de bakerys y de tiendas variadas donde hallar muffins, donuts, cronuts y muchos otros tipos de bollería. Pero tras probar dos o tres te percatas de que la gran mayoría es absolutamente industrial y prefieres comer una pieza de fruta que una muffin que sabe a plástico.

 

En nuestro caso, procuramos llevar una dieta sana y por eso, cuando decidimos tomar un croissant o bien cualquier dulce, deseamos que sea de calidad. Para tomarme un donuts en un Dunkin Donut no me hace falta cruzar el planeta, y lo mismo aplica para las muffins del Starbucks. Por eso, uno de nuestros rincones preferidos de la ciudad de Nueva York es la repostería / panadería Balthazar.

 

Situada en el Soho, al lado del famoso restaurante que lleva su nombre, se trata de un local pequeño que te sorprende con un potente fragancia a pan cuando abres la puerta para entrar. No aguardes encontrar muffins por un dólar o cookies económicas como habrás visto en otros establecimientos de la ciudad: un croissant cuesta cerca de cuatro dólares estadounidenses, pero es un dinero bien empleado cuando te das cuenta que sabe a París. Muy aconsejables también sus pains au chocolat.

 

En nuestra visita a Bakeries Near Me pedimos (otra conocida bakery en la Quinta Avenida) un brioche con aroma de naranja que era frágil y espectacular. Si os gustan los dulces con crema podéis atreveros con una tartaleta (si quedan)!